¿Qué es la histeroscopia?

Cada vez son más las mujeres que de forma habitual se someten a una histeroscopia. Es una prueba ambulatoria que no requiere ingreso y para la cual no se suele administrar sedación. Para su realización se procede a la introducción de una pequeña óptica a través de la vagina que atraviesa el cuello del útero.

Al mismo tiempo se suministra suero fisiológico (aunque pueden excepcionalmente suministrarse otro tipo de soluciones) por el histeroscopio para así poder ver con mayor claridad la cavidad uterina y la permeabilidad de las trompas.

Uso de la histeroscopia

Está indicado en el tratamiento de pólipos para cauterizar el endometrio o para eliminar aherencias dentro del útero.

A su vez puede usarse para el diagnóstico de malformaciones del utero, polipos en el endometrio o tumores. Se usa también para determinar la existencia o no de problemas de fertilidad en la mujer.

Cirujano
Cirujano

¿Es dolorosa la histeroscopia?

No existen apenas riesgos en la realización de esta prueba, aunque pueden producirse en raras ocasiones perforaciones del útero o de otros órganos.

En sí misma es una prueba indolora y que apenas causa molestia durante su realización. Sí es cierto que durante el mismo día puede ocasionar una ligeria molestia similar al dolor de regla, pero no suele dar más problemas que esa ligera incomodidad que desaparece de forma rápida y de la que no hay que preocuparse.